3 regalos low cost (y “cero” cost) para el día de la madre.

Tu madre te dio la vida. Entonces, ya partiendo de esta afirmación tan poderosa, devolver el regalo es casi imposible. Y claro, llega el primer domingo de mayo y tú estás venga a darle vueltas a la cabeza para que ese día se sienta especial, orgullosa, protagonista. Miras tu cartera y… la pobre te hace pucheros.

Esto no debería ser un impedimento. Porque con pocos, o ningún, euros te puedes marcar un detallazo para que te llene la cara de besos. Que no se te ocurren? Aquí algunas ideas:

  1. Un desayuno para despertar en un domingo brillante.

protect what you love rodaja de madera pirograbada a mano decoracion nordica uso salvaplato desayuno

rodaja de madera usos decoracion desayuno fotografia

Por supuesto debe ser algo que le guste mucho y que no pueda disfrutar cada día por las prisas de la rutina. Ah! La presentación es my importante! Puedes añadirle alguna flor y una nota con mensaje amoroso. Si además quieres presentarla en una rodajita de madera como éstas, tendrá dos regalos en uno.

 

2. Unas palabritas sentimentales.

Yo soy fan absoluta del palabreo.  Pero no del vacío, claro. Palabras para hacer sentir. Y como tengo una señora madre mu’ sentía, es un acierto.

Eres la mejor madre del mundo porque gracias a ti no pierdo el rumbo.

Fue la frase que le diseñé el año pasado y vaya, que ni al pelo! Después de la lagrimica me dijo “Ay, hija, pues sí. Si no fuera por mi, que perdía ibas a estar”. Y oye, que no le quito razón. Pero sonó como si fuese una hija un poco díscola. Y nanai. He sido de las hijas del montón, sin dar mucho ruido!

Este año las láminas son mejores que las mías, porque son mujeres ilustradas por Raquel Carrero. Una lleva el nombre de mi madre, Ana, y es una edición especial, con unidades limitadas. No es eso una madre? Única e irrepetible!

lara collage ilustracion fashion lapiz sobre papel raquel carrero decoracion nordica

Sacaré mi mejor prosa para escribirle algo en el reverso. Y ese día me habré ganado un buen arroz!

Aprovecha para escribir lo que te da vergüenza decirle. Es un momento genial para darle las gracias, decirle qué la hace especial, qué es lo que más te gusta de ella, cuánto te han valido sus consejos o lo mucho que os pareceis ahora que las dos sois adultas.

 

3. Una cita a solas.

Trabajo, casa, hijos, abuelos, facturas, médicos, disgustos varios… Nuestras madres están tan ocupadas apagando los fuegos de la casa, y nosotros tan acostumbrados a que lo hagan, que ellas se olvidan de ellas mismas y nosotros… un poco también.

Cuando vuelvo a mi pueblete, siempre reservo un hueco para que vayamos juntas a tomar café. Entonces nos disfrutamos realmente como amigas: ella habla de los problemas con su chico (que resulta que es mi padre) y yo de los que tengo con el mío. Comentamos los últimos trapos que han entrado en el armario y pasamos a otros temas trascendentales: cómo es nuestra rutina, qué nos preocupa, cómo nos sentimos… Sonreímos, reímos a carcajadas, nos acariciamos las manos, dejamos el carmín en el café y nos volvemos a casa un poco más fuertes.

regalos low cost para el dia de la madre dedicale tiempo

Mamá Ana es una loca de lo sombreros y, sin embargo, sé que su regalo favorito cualquier día del año es un poco de atención, un rato a solas.

Porque cualquier regalo debe ser en primer lugar un gesto de atención: dedicar tiempo a pensar en ella, en qué le gustaría, elegir el regalo y prepararlo con ilusión. Acompañado de un te quiero y un achuchón, hará que el primer domingo de mayo merezca la pena.

Un beso a todas vuestras mamás ❤

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s